Animales

Cómo quitarle el estrés a mi perro y calmarlo

Pin
Send
Share
Send
Send


En ocasiones debemos buscar fórmulas para reducir el estrés en los perros que se adapten a cada familia. No es lo mismo dar una medicación que dar un remedio natural y ayudarse de técnicas de dispersión para nuestros compañeros peludos. El estrés sigue siendo una de las condiciones más comunes en los perros, en especial, los que viven en ciudades o pisos muy pequeños y pasan gran parte de su día solos.

Por falta de información podemos confundirlo con problemas de comportamiento o hiperactividad. En ExpertoAnimal queremos hablar de los remedios para reducir el estrés en perros, no solo los convencionales, sino también los que no esperamos que puedan ayudarnos a la hora de combatir este problema.

¿Cómo reducir el estrés en perros?

Para ayudar a otros siempre debemos estar bien nosotros. Esto suena básico, pero es el punto desde el que debemos partir para ayudar a nuestro perro. Si nosotros mismos somos capaces de reducir o gestionar los niveles de estrés, podremos mejorar nuestra calidad de vida, la de nuestro entorno y también la de nuestros seres queridos, en este caso de nuestro perro.

Para identificar la causa que provoca estrés en el can, debemos conocer cuáles son sus necesidades. Aprender sobre la raza, la edad, los paseos o la alimentación son algunos puntos para empezar, pero para llegar al equilibrio deseado tenemos que instruirnos para saber como satisfacer las necesidades caninas.

Otras formas de averiguar qué causa estrés en nuestro perro puede ser repasando las 5 libertades del bienestar animal, requerimientos que cualquier perro sano debería poder disfrutar. Así mismo, si aprendemos también lenguaje canino, podremos saber si nuestro perro está relajado, nervioso o estresado en las diferentes situaciones del día.

A veces es muy complicado entender qué provoca estrés en nuestro perro: puede ser que tenga un simple paseo de 10 minutos diarios, cuando en realidad necesita 3 paseos diarios de 40 minutos cada uno, puede ser que durante el paseo le tiremos constantemente de la correa o que sufra cada vez que ladra por la calle. Existen infinidad de causas que pueden generar malestar en nuestro mejor amigo y somos nosotros los encargados de identificar qué puede estar ocurriendo. Recuerda que un cambio en su vida también les puede provocar ansiedad, como la pérdida de un familiar o una mudanza.

Proporcionarle un ambiente relajado y tranquilo en casa suele tener éxito. Otras veces solo necesitamos entretener su mente con juegos de inteligencia o juegos de olfato varias veces al día. Esto ocurre en razas muy inteligentes, como en razas de tipo pastor (border collie, pastor alemán. ) o tipo pinscher, que deben tener una ocupación para estar sanos mentalmente.

Lo importante es ser conscientes y conocer a nuestro perro para entender qué es lo que pueda estar afectando a su estado emocional. Los pequeños cambios muchas veces marcan la diferencia y nos permiten prescindir de las medicaciones.

Remedios tradicionales para combatir el estrés en perros

Los remedios alopáticos serán siempre como consecuencia de una visita al veterinario, y él nos orientará en lo más conveniente para nuestro perro. No debemos automedicar a nuestra mascota, ya que podríamos estar equivocados en la elección del fármaco y/o la dosis.

Las feromonassuelen ser muy usadas en estos casos, puesto que imitan el olor de su madre, y podemos tener éxito con ellas. Existen en forma de collares o difusores de ambiente que no son tan invasivos para ellos y nosotros ni lo notaremos. Toda la información necesaria en nuestro artículo sobre la efectividad de las feromonas.

Existen otras drogas para casos muy agudos como Prozac, que es un ansiolítico canino, pero no puede ser usado durante tiempos muy prolongados, ya que puede causar otros problemas que lamentaremos después.

Remedios naturales para el estrés en perros

Aunque son varios los remedios para tratar el estrés en perros, a continuación destacamos las técnicas naturales más eficaces en estos casos:

    Dentro de los remedios caseros podemos escoger té de manzanilla que se mezclará con su com >

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Remedios para reducir el estrés en perros, te recomendamos que entres en nuestra sección de Problemas mentales.

Cómo evitar que mi perro se estrese

Lo primero es comprender por qué un perro se estresa. Tienes que entender que a los peludos les encanta la rutina, adoran poder adelantarse a lo que va a pasar después, saber a qué hora tienen que comer y qué, también les hace felices tener claros los horarios a los que llegas a casa y cuándo los sacas a pasear. Una vida ordenada es la mejor medicina para un perrete.

Sabiendo esto, para evitar que un perro se estrese hay que fijar un calendario de comidas, paseos y mimos. Aunque adoren la repetición constante de tareas, a la hora de comer, les encanta variar su mení entre pienso, latas de comida húmeda o que alimentación natural. Eso sí, siempre que le des comida humana, hazlo con el consejo de nuestros dietistas caninos.

Terapia de reducción de estrés en perros

¿Y cómo se estresa un perro? Si su horario es un lío, si no le haces caso, si le gritas y si vive rodeado de ruidos fuertes que no se espera, se estresará. Lo inesperado y lo que no entiende le genera ansiedad. Si de repente te mudas de casa y te toca vivir en un lugar que no conoce, puede que se estrese. Si cambias de trabajo y, con ello, cambias tus horarios, también, porque no entenderá por qué no estás en casa a la hora de siempre.

Si le cambias su comida de golpe, se extrañará, y suma y sigue. Sabiendo esto, es fácil comprender las pautas para perros con estrés, para conseguir desestresarlos. Lo primero es volver a adaptarlo a una nueva rutina. Eso sí, no te comprometas a un día a día que no puedas cumplir, hazlo con cabeza.

Masajes y pautas para perros con estrés

Lo que sí has de hacer, sobre todo al principio, es cansarlo. Un perro que ha jugado, ha reído y ha disfrutado, va a descansar muy bien y a comer mejor. Así que agotalo. En función de la raza que tenga tu colega, hay una cantidad de energía que tiene que consumir al día. Lo mejor es que vayas probándolo: haz una sesión de juegos de diez minutos, ¿está cansado? ¿No? Pues sube a veinte.

Si haces esto, verás cómo, poco a poco, vuelve a menear la cola, ser feliz y a quitarse el estrés de encima. Estos trucos sirven para la ansiedad de un perrete provocada por un cambio fuerte en su rutina, pero hay otros tipos de ansiedades que también les pueden hacer daño. Muchos perretes se estresan si se les grita mucho o sienten ruidos.

Cómo calmar a un perro con estrés

En primer lugar, acostúmbrate a no gritar a tu perro, no recurras al castigo, sino al refuerzo positivo. Prémialo con algo rico y sano cada vez que haga algo bien, como un trocito de manzana o de plátano, pero no le pegues o le grites si se equivoca con algo. ¿Sabías que hay perros que llegan a temblar y se hacen pis por culpa de los gritos? Pues sí, para que veas lo mucho que les afectan estas regañinas.

Evita también poner música alta o dar golpes en casa, también le estresarán mucho. En caso de que sufra estrés post traumático por ser adoptado tras huir de un hogar en el que lo maltrataban, ten paciencia, no lo busques, deja que él lo haga. No fuerces los mimos, deja que él los busque y establece una rutina que le dé seguridad.

Si sigues estas pautas para desestresar a tu perro, lo conseguirás. Ten paciencia, sé constante, no te rindas, emplea el amor y también a nuestros etólogos online.

Juegos y remedios naturales

  • Hay que elegir juegos que estimulen la actividad mental del perro, como esconder un objeto y que lo traiga al dueño. Otra cuestión a tener en cuenta es que se suele pensar que hacer jugar al perro hasta agotarlo lo ayudará a eliminar el estrés. En realidad, lo excita y exacerba su nerviosismo todavía más.
  • Para complementar las medidas anteriores, existen remedios caseros conocidos por sus propiedades relajantes, como la manzanilla, el tilo y la hierba de San Juan. Estas bebidas pueden administrarse junto con las comidas o directamente en la boca del animal.
  • La aromaterapia, las flores de Bach y otros preparados homeopáticos naturales no causan dependencia ni tienen contraindicaciones. Se las aplica en forma de gotas en los collares, mantas o en la propia cabeza del can.

Lo más importante a la hora de tratar el estrés en tu perro es tratarlo con paciencia y cariño. Hay que evitar los gritos y las agresiones físicas, así como la exclusión y el abandono, el perro percibe el interés de su dueño y lo agradece aplacando sus nervios y mostrándose alegre y afectuoso.

Licenciado en Derecho por la Universidad de Castilla-La Mancha. Máster en Empresas, Inversiones y Finanzas (UNED). Redactor Freelance y Escritor. Técnico especializado en Marketing. Titulado en Nutrición. Titulado en SEO y posicionamiento digital.

Tras haber sido funcionario y abogado durante muchos años, actualmente colabora con diferentes medios y diarios digitales, blogs temáticos, desarrollo de páginas web, redacción de guías y manuales didácticos, textos promocionales, campañas publicitarias y de marketing, artículos de opinión, relatos y guiones. Ha participado en importantes proyectos de edición y curación de textos, adaptándolos para webs profesionales. Habitualmente escribe en todo tipo de plataformas, Google Docs, WordPress, etc.

A los gatos, igual que le ocurre a las personas, también les afectan las enfermedades mentales con la edad. La demencia senil en gatos es más habitual de lo que creemos y, a veces, no tenemos la suficiente información para…

La mayoría de nosotros compartimos un amor intenso y un vínculo especial con nuestros compañeros animales. Resulta natural sentirse devastado por la tristeza ante la pérdida de una mascota querida. El dolor a menudo puede sentirse abrumador y desencadenar todo…

Al percibir actitudes extrañas o conductas inapropiadas, muchos dueños creen se su mascota necesita un psiquiatra. En la actualidad, existe una rama de la medicina veterinaria especializada en el comportamiento y la salud mental de las mascotas: la etología veterinaria.…

Según recientes investigaciones, los perros pueden sufrir de amnesia. Se dice que no tienen memoria porque viven el momento, pero en realidad los perros tienen una memoria diferente de la humana, a la que también les afecta la amnesia. Llegados…

En la convivencia diaria, a veces las mascotas presentan ciertos trastornos en su conducta que chocan con el estilo de vida de los humanos. El perro es la evolución del lobo, y este lobo en ocasiones aflora en algunos conflictos…

Diferentes estudios han logrado determinar que los animales de compañía tienen necesidades emocionales. Además de su alimentación, refugio y vacunas, también necesitan mantener un equilibrio mental. Entonces es necesario saber identificar en qué momento necesita un psicólogo tu mascota.

Cómo saber si un perro tiene estrés

Muchos son los escépticos en cuanto al hecho de que un perro pueda tener estrés, pues piensan que tienen una vida cómoda en la que reciben cariño y que no tienen ni que pensar en comer o salir, pues todas sus necesidades están cubiertas. Esta tendría que ser la realidad, pero el mundo loco en el que vivimos parece afectar también a la salud de nuestras mascotas. Y sí, el estrés en perro es real.

Por supuesto, el estrés no es una situación normal del cuerpo, el ánimo y el comportamiento de nuestras mascotas, así que de nuevo es crucial que observemos cualquier cambio para poder darnos cuenta de que hay un problema. Los gestos más comunes que los perros pueden presentar para asegurarnos de que tienen estrés son:

  • Gestos faciales. Aunque los perros no pueden hablar, sí que tienen un lenguaje corporal que puede indicarnos mucho de su situación. Por ejemplo, sus ojos, su cabeza o sus orejas podrían indicar que está viviendo una situación de estrés permanente o puntual. Lamerse, olisquear o girar la cabeza, así como mostrar una actitud de sumisión en todo momento, podrían ser señales inequívocas de estrés en perros.
  • Son >

Qué puede provocar el estrés en perros

Son varias las razones por las que los perros pueden estresarse, así que te mencionamos algunas:

  • Mudanzas. Los perros son animales de rutina, se acostumbran a hacer lo mismo a diario y a estar en un mismo lugar, por lo que cuando esta se altera comienza el estrés en ellos. Aunque una mudanza debería ser un paso de corta duración, a nuestras mascotas les puede afectar más de lo que pensamos.
  • Sudueño. Todo lo que nosotros hacemos influye de forma positiva o negativa en nuestros perros. Por ejemplo, si estamos estresados, ellos se estresan. Así mismo, si somos conflictivos o los tratamos con dureza, crearemos en ellos un miedo que se convertirá en ansiedad y estrés.
  • Llegada de otras mascotas. Esto podría incluirse en un cambio de rutina, pero también podría verlo como una invasión que tu perro quizá no lleve bien.

Juega con él

Es la mejor manera de estimular su mente y reducir el estrés en perros. Pasead juntos, jugad a la pelota o incluso interactúa con él con juegos interactivos.

Si después de intentar todo esto no ves cambios, no dudes en visitar a un veterinario para darle la atención adecuada a tu mascota.

Pin
Send
Share
Send
Send